10 de Octubre de 2019

23:03. Ayer me despedí de mis hijas hasta el próximo lunes. Antes de salir a la escuela mi hija pequeña comenzó a llorar, echaba de menos a su madre. Le recordé que la había visto el día anterior y que esa noche dormiría con ella. Ella terminó riendo pero a mi sus lágrimas me rompieron y según se dio la vuelta comencé a llorar. No llevo nada bien su dolor. Sin embargo salí muy contento del cole, antes de ayer ya se quedó sin problemas y ese día se despidió de mi con mucha alegría.

Tenía la comida preparada por lo que, después de ocuparme de la casa, me permití salir a correr un rato antes de volver a buscarlas al cole. La intención era confirmar la zona de la rodilla que me produce molestias  para enviárselo al fisioterapeuta que me verá mañana.

De nuevo con ellas y después del almuerzo fuimos a escalar. Como siempre ha sido genial, mi hija mayor avanza a pasos agigantados y la pequeña se divierte mucho. Una vez finalizada la clase no pudimos quedarnos disfrutando un rato más en el rocódromo, queríamos ir a una cafetería para merendar antes de llevarlas con su madre.

Unos minutos después de la hora acordada me despedí de las niñas en el coche y nos dirigimos a la puerta de entrada. Una vez abierta las acompañé hasta la mitad del pasillo interior y cuando escuché a su madre les volví a decir adiós antes de marcharme. Nos nos vimos, no había razón para hacerlo.

Regresé al rocódromo para mi clase, también yo he avanzado bastante. Ya puedo realizar vías que hace muy poco me veía incapaz de realizar. Estoy muy contento en este sentido.

En casa he podido hablar un buen rato con Anabel, fue divertido e interesante. Hoy hemos vuelto a comentar lo mucho que nos gusto esa conversación. Bromeamos mucho pero a la vez tratamos temas emocionales y de nuestras respectivas personalidades. Hemos dejado muchas cosas pendientes para la cena de mañana.

Seguimos en la misma onda de conocernos sin expectativas, dejando las cosas claras desde ya. Ninguno se reconoce capaz de tomar decisiones sobre su vida ahora mismo pero si tenemos clara cual es la prioridad, nuestros respectivos hijos:

—…hay prioridades antes de tomar decisiones que después no sean la correcta….

—Prioridades???? Como poco yo tengo 2 y tú 1. 😉 😉 Los dos sabemos lo que va primero.— le respondí.

Existen cosas en las que no estamos de acuerdo pero, como le he dicho, sería aburrido si no discutiésemos, no tendríamos espacio para las reconciliaciones. Ella me indicó que sería fácil de llevar en ese aspecto y yo le respondí que no me atraía que fuese fácil de llevar. Prefiero que sea ella misma y ya veremos si nos entendemos o no.

Tengo ganas de que llegue la cena. En algún momento hemos rozado el tema sexo. Ella no se ha preocupado por eso y yo le he dicho que sí me lo había planteado fugazmente pero sinceramente no es mi prioridad ahora mismo. La he invitado a quedarse a dormir, si quería, sin compromiso y a su elección, camas hay de sobra.

Hoy me ha tocado trabajar y he estado entretenido la primera mitad del día. Luego me he podido dedicar al blog.

Anabel me ha preguntado en algún momento sobre lo que estaba haciendo y le he dicho la verdad sin entrar en detalles: «Estoy subiendo contenido a un blog que administro». No quiero que me conozca por el blog, lo sabrá pero todavía no.

He hablado con mis hijas durante un buen rato. Nos hemos reído mucho con mi adversión a la purpurina. No me gusta, me resulta pringosa, una vez que te pones ya no te la quitas en semanas de encima. Mis hijas son «puro brillo» y yo me he visto con purpurina en los lugares más insospechados. Pues eso, hoy me han regalado sus carcajadas por teléfono.

Buenas noches mis amores. Hablaremos mañana. Las quiero con locura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver más

  • Responsable: Diario de un Troglodita Emocional.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento: No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos.Ver
Privacidad